Vacaciones

Cómo viajar barato

Te damos tips para que agendes antes de sacar un pasaje para viajar.

Cuanto más grande la familia, mayores son los gastos para las vacaciones. De esa premisa es muy difícil escapar. Sin embargo, siempre hay algunos trucos o tips que se pueden tener en cuenta para, al menos, ahorrar dinero cuando uno tiene que hacer un viaje en avión, y así invertirlo o en un mejor alojamiento o en más días de descanso. Algunos especialistas dicen que ciertos trucos son mitos, pero otros confían en secretos como comprar pasajes los días martes.

1. Comparar precios

Si estás buscando los pasajes de avión para uno o más destinos, no te quedes con la primera aerolínea que encuentres y compara precios entre varias. Si bien en época de pandemia hay compañías que todavía no operan hacia algunos destinos, a veces, por la bajada de la demanda, también se "derrumban" los precios y puede haber diferencias entre una y otra. Para eso usar los buscadores online que comparan a diferentes empresas.

2. Una fecha especial

Para algunos especialistas, el mejor día para comprar vuelos baratos era el martes. Esto se debe a que las aerolíneas actualizan las bases de datos de precios y durante el trascurso del miércoles, con el parity pricing (precio que un comprador paga o puede esperar pagar por bienes importados), los valores van cambiando. También suelen asegurar que la búsqueda de madrugada, que hay menos demanda, ayuda en los precios. Más allá del día y el horario, los mejores meses para sacar pasaje es fuera de la temporada de verano y las fechas de Navidad, porque los precios suben.

3. Cookies e incógnito

La web de la aerolínea sabe lo que buscás y que es muy probable que adquieras esos pasajes, así que borra las cookies y evita que te incrementen el precio. Pero si eso no alcanza, se puede entrar a la página de las compañías en modo incógnito, ya que gran parte de los precios automatizados dependen de la región desde donde buscás tus vuelos.

4. ¿Dónde comprar?

A veces si no tienes muy claro dónde quieres viajar y con qué compañía, los buscadores son una gran ayuda. Sin embargo, al igual que las agencias de viajes, éstos añaden una pequeña tasa por sus servicios. Es bueno comparar y simular los costos, pero muchas veces conviene comprar directamente en las páginas de las aerolíneas. Lo que suele suceder es que las agencias, a veces, dan cuotas sin interés y eso puede convenir.

5. Cambiar de aeropuerto

Hay veces que el aeropuerto más cercano a tu destino (o de tu origen) no es el más grande de la ciudad. Es más barato aterrizar en ciudades pequeñas. También, en general, cuanto más escalas suele ser más barato el pasaje. Pero no siempre. Y además tené en cuenta que ante escalas muy largas, a veces consumir algo en los aeropuertos encarece el viaje. Además, otra clave es ser flexible con las fechas. Normalmente viajar entre semana es más barato y volar de madrugada también.

Temas