Política

Alberto tiene dos nuevos aliados, el FMI y el campo; y dijo que la economía caerá 5 o 6%

Por otra parte cargó contra Mauricio Macri y María Eugenia Vidal. El Presidente dijo que el gobierno anterior degradó al Estado. Aunque sostuvo que no busca hablar "del pasado" porque hay "que resolver los problemas del hoy". "Tengan presente que tuvimos por cuatro años una gobernadora, que decía que no iba a abrir un hospital más", resaltó.

El presidente Alberto Fernández brindó una extensa entrevista mediante la cual señaló que la gestión de Mauricio Macri encaró un "proceso de degradación del Estado".

Al mismo tiempo resaltó que no busca hablar "del pasado" porque hay "que resolver los problemas del hoy". "Tengan presente que tuvimos por cuatro años una gobernadora (María Eugenia Vidal), que decía que no iba a abrir un hospital más. Tuvimos un gobierno que eliminó un Ministerio de Trabajo y lo convirtió en Secretaría", subrayó.

Por otra parte, en una entrevista con el programa "Tarde pero temprano", que conduce Oscar González Oro, en radio Rivadavia, Alberto dijo que la "magnitud" del nivel de informalidad de la Argentina es preocupante. Dijo que "se ve potenciado por los que evitan pagar impuestos y ocultan sus actividades".

Sostuvo que la puesta en marcha del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) fue compleja, porque se trata de una ayuda destinada a "gente que no trabaja ni está registrada en ningún lado".

"Hay una millonada de personas fuera del sistema y cuesta detectarla", y que "cuando el Estado tiene que ir en socorro de la gente, cuesta identificarla".

LA ECONOMÍA, EL CAMPO Y LA DEUDA

Alberto relató que el Gobierno trabaja "muy bien" con el FMI. "Los que piensan que nosotros no queremos negociar, se equivocan. Lo que no queremos es comprometernos a una deuda que no podemos pagar".

"Con el Fondo estamos trabajando muy bien. He sido muy crítico y la sensación que tengo es que quieren una conducción técnica y razonable. Es gente que lee con sentido común la economía", sostuvo.

"Valoro muchas las expresiones de la directora del Fondo porque hemos tomado con seriedad el tema", dijo Alberto. Remarcó que "lo que no era serio era prestarle a un Gobierno que sabía que no podía pagar".

"Al Gobierno la economía le preocupa más o igual que al que más le preocupa, pero estamos viviendo una situación muy singular", sostuvo. "Tenemos mecanismos para controlar cómo el dinero circula y en eso estamos trabajando con el ministro de Economía, Martín Guzmán".

"Estamos en una situación excepcional, nunca la Argentina ni el mundo vivió esto. A los países que abrieron la economía, no les fue bien", sostuvo.

Dijo además que el Gobierno sigue "dialogando y negociando" con los acreedores, a quienes les pidió que "hagan una contraoferta razonable". "Si hay una contraoferta razonable, no tenemos empacho en analizarla, pero que la hagan", sostuvo.

Aseguró que "el deseo del Gobierno es no defaultear". "Los acreedores deberían estar tranquilos porque lo que les estamos ofreciendo es lo que podemos pagar". "Vamos a pagar en la medida de lo que podamos. Nos vamos a comprometer en esos términos".

Sobre la disparada del dólar para fugar divisas a través de operaciones bursátiles, el presidente dijo que "esto yo ya lo viví en 2003. Los acreedores tienen cómo molestar en la economía interna y, lamentablemente, estas cosas pasan".

Agregó que los acreedores "tienen cómo hacerlo y tienen gente en la Argentina que se pone al servicio de ellos. Es un tema que me preocupa y estamos viendo cómo resolverlo. No hay argumento lógico para que esto pase". "Si la economía no se mueve, ¿para qué necesitan estos dólares? Para especular", sentenció.

Por otra parte afirmó que el campo es "el principal aliado, porque es el que trae divisas" al país: "Tiene que ser un socio central de la Argentina que viene". "Tenemos que ayudar al campo", manifestó.

Dijo que la economía argentina caerá este año entre 5 y 6 por ciento como consecuencia del coronavirus. "Creo que necesitamos pasar esta pesadilla de la pandemia y rápidamente poner todo en marcha". "Los economistas tienen ideología y tienen sus propios dogmas. Si convoco a tres economistas tengo tres opiniones distintas", sostuvo.

Con respecto del proyecto de aplicar un impuesto a las grandes fortunas dijo que se trata de "un aporte por única vez a las grandes fortunas de la Argentina, que son 11 mil personas". "A ellos se les pide un aporte por única vez", y aclaró: "Es un tema del Congreso, no está dentro de mis facultades".

LOS REPATRIADOS

Con respecto al tema de los ciudadanos que estaban esparcidos por el mundo cuando se desató la pandemia por coronavirus y que posteriormente se aplicó la cuarentena, el presidente dijo que ya se repatrió "al 90% de los que querían volver".

Agregó que la mayoría de los que aún están varados "fueron a radicarse a lugares donde no tienen trabajo" y ahora "quieren volver". "Son argentinos que fueron a probar suerte al exterior y se han encontrado con que en el exterior está todo complicado y ahora quieren volver. Ya no son los que se fueron de viaje, son los que fueron a radicarse a lugares, donde hoy no tienen trabajo".

En este sentido dijo que en la medida de que sea posible poder repatriarlos, se despacharán vuelos.

CORONAVIRUS EN LA CIUDAD

El presidente habló sobre la actuación del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, en referencia a la pandemia de Covid-19, y dijo que "está actuando con mucha responsabilidad".

"En los barrios vulnerables tienen un nivel de hacinamiento tan grande que la velocidad de contagio es impresionante, si uno se contagia ahí se expande a mucha velocidad el contagio. El jefe de Gobierno está actuando con mucha responsabilidad", señaló.

Más de Política