Farandula

¿Quién es la mujer que se enfrentará a los barras?

La joven se convirtió en la jefa de Seguridad de Independiente porque decidió comprometerse en la lucha contra la violencia en las canchas.

Florencia Arietto escribió un post en su blog que empieza casi con una conclusión: "Todo tiene que ver con todo al final, entre los punteros políticos de las barriadas humildes, los vendedores de drogas, los traficantes de armas al menudeo, los mercenarios que apretan por delivery y el fútbol, todo es lo mismo, parece." Lo publicó en enero de este año. Ocho meses después se convirtió en la jefa de Seguridad de Independiente, el lugar al que llegó después de ver –como todos lo vimos por televisión– a Javier Cantero enfrentar en plena calle, sin custodia, a Pablo Álvarez, capo de la barra brava del club. 

Arietto es hincha de Boca, pero quiso comprometerse en esa lucha. Llamó, entonces, a Cantero y le pidió una audiencia. Se reunieron y, desde ahí, quedaron en contacto. Esta semana, el presidente de Independiente sorprendió al anunciar que Arietto ocuparía el cargo que tenía Rafael Ominelli, un policía que fue exonerado por el caso de Andrea Viera, una mujer torturada hasta la muerte en la Comisaria 1º de Florencio Varela. El cambio resulta todo un símbolo: Arietto se especializa en cuestiones juveniles y ha trabajado en casos de gatillo fácil. Su designación muesta que Cantero no apuesta a la mano dura y a las soluciones fáciles para la problemática de la violencia en la cancha. Es otra diferencia con sus colegas de otros clubes, que nombran a policías en esos cargos y entienden la seguridad con más rejas.

Abogada penalista, recibida en la Universidad de Buenos Aires, Arietto es una cuestionadora del sistema carcelario. Eva Row, autora del blog La cosa y la causa, la describió en un post como una discípula de Eugenio Zaffaroni. Arietto fue alumna del juez de la Corte Suprema. Su línea jurídica es similar: respeto por los Derechos Humanos y las garantías constitucionales. "Joven, bella, de un espíritu enorme, nacional y popular, y preocupada por los Derechos Humanos", escribió Row, y agrega por teléfono: "Es hermosa y eso llama la atención, porque nunca vinculamos belleza con brillantez intelectual pero con ella confluyen ambas cosas."

Arietto llegó de Salto, provincia de Buenos Aires, donde su familia posee campos. Ella eligió otro camino, al lado de los pobres. Arietto es una de las abogadas de Brian Barrera, uno de los menores detenidos por el crimen de Ricardo Barrenechea, en 2008. En realidad, dijo la abogada en una carta, Brian es "el chico de 16 años que la Policía eligió para ser el asesino del ingeniero". El caso, por el que algunos sectores reinstalaron el debate sobre la baja en la edad de imputabilidad, todavía espera juicio oral.

Junto a La Mancha de Rolando fundó la ONG Arde la Ciudad, que trabaja con pibes en situación de riesgo social. Florencia camina las villas, los barrios, conoce el lenguaje de los pibes, habla con ellos y los contiene. Como hizo con Ignacio, un chico de nueve años que vive en Ciudad Oculta, a quien meses atrás le entregó botines y una pelota. "Ignacio sonrió y empezó a hacer jueguito, será el futuro crack del fútbol argentino, lo acompañaremos en su desarrollo", escribió. No sólo entrega botines y pelotas. Defiende a menores institucionalizados, a los que les enseña sus derechos para que no sean abusados por la policía. A algunos les consigue trabajo y hasta les ha conseguido una prueba en las inferiores de Argentinos Juniores. Por eso, no le son ajenas esas historias de pibes que salvaron sus vidas con el fútbol –y las de otros que no pudieron hacerlo. "Es la oportunidad de extender la mano en vez de prejuzgar", dijo cuando los medios comenzaron a aplaudir a Ricardo Centurión, la actual esperanza de Racing de 19 años, que nació en Villa Luján, Avellaneda.

El único vínculo de Arietto con el rock no es La Mancha de Rolando. Lleva en la nuca un tatuaje: Ramones. "Sabe mucho de punk", dice alguien que conoce su costado musical, "pero le gusta más el rock". Una rockera peronista. Hace unos días, se fotografió con un rodete, levantando el dedo y abriendo la boca, como en un grito: "Mi humilde homenaje a la mejor, Evita. Quisiera ser el 1% de lo que ella ha sido." La semana pasada, en un programa de televisión, Día de Cierre, le recomendó a los dirigentes del PRO que lean Manual de Conducción Política, de Juan Domingo Perón.

Dice Eva Row, que ha compartido charlas con ella: "Es muy peronista en su forma de ser. Asumió la personalidad peronista. Es descollante,una personalidad que avanza, pelea, y discute; que enoja y que no le importa molestar." Otra fuente que la conoce mucho dice: "Si fuera Bebote, trataría de no pelearme con ella porque se le planta sin problemas."

"Es el perfil que necesitamos", dijo Cantero ante la sorpresa de que sea una mujer quien ocupe el cargo. Aunque ya hay otras mujeres que luchan contra la violencia en las canchas de fútbol. Mónica Nizzardo es la presidenta de la ONG Salvemos al Fútbol, la más reconocida en relación a esta problemática. Su vicepresidenta, de hecho, es Liliana Suárez de García, madre de Daniel García, asesinado en Paysandú luego de un partido de la Selección argentina por la Copa América 1995. Liliana es fundadora de Familiares de las Víctimas de la Violencia en el Fútbol Argentino. También en esas mujeres supo apoyarse Cantero antes de llegar a la presidencia de Independiente. En ellas, de algún modo, se inspiró para la pelea a la que se entregó.

Arietto, que es asesora externa del Ministerio de Seguridad, ocupará, desde ya, un lugar de mayor responsabilidad, directamente en un club de fútbol. "Estudié Derecho para defender a los débiles y hoy los débiles son los hinchas comunes que no pueden ir a la cancha con sus hijos", Su aspiración –y también la de Cantero– es que Avellaneda se convierta en un polo de fútbol sin violencia. Que Racing e Independiente adopten las mismas medidas para terminar con el accionar de las barras bravas. "Yo para los negocios de la barra soy un estorbo. Sea mujer, hombre, perro o el presidente de la República, porque así es el código del hampa", contó la mujer que ahora enfrentará a los barras, y que sueña, dicen, con ser gobernadora de la provincia de Buenos Aires. Arietto, parece, no le tiene miedo a nada.

 

02 de septiembre de 2012

Fuente: Tiempo Argentino

 

NOTAS RELACIONADAS

 

¿Es posible erradicar a las barras del fútbol?
Para responder esta pregunta, 24CON se comunicó con el antropólogo José Garriga, especialista en este fenómeno que en nuestro país ya se cobró más de 250 vidas. El precedente en Inglaterra.

 

Barras: radiografía de un nefasto y evidente poder
La relación de la barrabrava de Independiente con los directivos, la gran influencia de su líder en H.U.A. y la inédita reacción de los hinchas Rojos.

 

tapa