Sociedad

Violación grupal: metanfetamina, la droga clave en la investigación

Fuentes de la investigación revelaron que en los resultados sobre el análisis de la muestra de orina se detectaron restos de "marihuana, metanfetaminas y anfetaminas".

La víctima de la violación en grupo cometida hace nueve días en el barrio porteño de Palermo tenía residuos de marihuana, metanfetaminas y anfetaminas en su organismo, según revelaron los últimos peritajes toxicológicos de la causa, y en las últimas horas una testigo declaró que en el boliche donde la chica conoció a sus abusadores, el grupo de imputados hacía circular un trago mezclado con pastillas, informaron fuentes judiciales.

Hasta el momento se conocía que la joven tenía en sangre un dosaje de 1,3 gramos de alcohol. Fuentes de la investigación revelaron que en los resultados sobre el análisis de la muestra de orina se detectaron restos de "marihuana, metanfetaminas y anfetaminas".

"Lo único que en su declaración la víctima reconoció haber consumido esa madrugada es alcohol y marihuana. La presencia de metanfetaminas y anfetaminas en su orina refuerza la hipótesis de que algo le dieron, de que la drogaron para dejarla en el estado de vulnerabilidad del que después se aprovecharon para abusar de ella", dijo una fuente judicial vinculada a la causa.

En tanto, el martes declaró como testigo en el expediente una joven que estuvo con el grupo de los seis imputados en el "Ro Tecno Bar", el "after hour" donde conocieron a la víctima. La testigo afirmó que el grupo de abusadores circulaba en el bar con un vaso con una bebida a la que le pusieron "algo" y cuando le preguntaron por precisiones dijo que era "un trago con meta", en referencia a metanfetaminas.

La testigo no pudo de todas maneras precisar si la víctima del abuso consumió de ese vaso, aunque sí ratificó que los imputados circulaban con esa bebida.

Además, dijo que conocía a los seis acusados porque ella, que trabaja en la barra de un bar de la zona, es amiga de una exnovia de Thomas Fabián Domínguez (21).

Sobre estos últimos cuatro, dijo que eran "gente muy violenta que abusa del alcohol y de las drogas" y que "siempre andan juntos y llevan una guitarra", según confiaron las fuentes a la agencia estatal Télam.

El hecho ocurrió el feriado del pasado lunes 28 de febrero por la tarde, a plena luz del día, en la calle Serrano al 1300, en Palermo Soho. Cuatro jóvenes de entre 21 y 24 años violaron a una joven a plena luz del día en un auto, mientras otros dos del grupo esperaba afuera del vehículo. Una pareja de comerciantes y otro vecino intervinieron, rescataron a la chica de esa situación y llamaron a la Policía.

La joven violada, de 20 años, reconoció por fotos a quienes abusaron sexualmente de ella, dijo que aún siente terror y angustia por lo que le sucedió y sostuvo que, como consecuencia del ataque, padeció secuelas físicas.

Esta nota habla de:
Más de Sociedad