Conurbano

Problemas en la Provincia por la falta de información sobre centro de testeos

Hay personas que son derivadas a centros que encuentran cerrados al llegar, y otras que son enviadas a predios que no figuran en el listado oficial. La dificultad para saber en qué horarios funcionan los centros es la principal complicación.

"No sé a dónde ir". Mercedes habla mientras mira la pantalla de su celular. Sube y baja los ojos, recorre un archivo PDF que acaba de descargar, le pide a su hermana Alejandra que chequee en su teléfono algunas direcciones que le dicta. "Con el mapa puedo saber dónde quedan, lo que no tengo manera de saber es si están abiertos o no". Es el mediodía de este jueves y el container en el que funciona un centro de testeo de CoVid-19 en la Sociedad Alemana de Gimnasia de Villa Ballester, en el partido de General San Martín, está cerrado y vacío.

Es uno de los cerca de 2.300 puntos publicados oficialmente por la Provincia para acudir y obtener un diagnóstico. En el portón del club, un cartel escrito a mano avisa que este 24 de diciembre el centro estará cerrado, y otro, también a mano, indica que el 24, 25 y 26 de diciembre sólo se harán testeos a personas con síntomas en tres hospitales de esa jurisdicción.

Mercedes y Alejandra son contacto estrecho de Darío, hermano de las dos. "Lo vimos la semana pasada, empezó con síntomas enseguida, se testeó y dio positivo. Nosotras esperamos los siete días y queremos saber, pero acá no pudimos. Antes habíamos ido al (Hospital) Marengo pero nos dijeron que ya no hacían más tests y que, además, atendían a los que tienen síntomas. Nos mandaron para acá pero nos avisaron que tal vez ya habían hecho todos los test del día. Debe haber pasado eso y por eso ya no hay nadie", dice Alejandra.

En efecto, la Provincia de Buenos Aires publica un listado de los centros de testeo de sus distintas regiones sanitarias pero en ningún caso indica los horarios en los que es posible acudir. Fuentes del Ministerio de Salud de la Nación consultadas por este diario explican: "La Provincia tiene 135 municipios. Hay centros de testeo que dependen de la Provincia, otros son municipales, entonces no hay horarios uniformes". Según esas mismas fuentes, el testeo "no es una estrategia de emergencia".

"Acá atendemos a 50 personas por día, de las que tienen síntomas y vienen con turno. Igualmente, tenemos un cupo de tests reservados para los que vienen temprano pero no gestionaron turno", dice la recepcionista de la Unidad de Respuesta Inmediata (URI) "Dr. José Burman", que está en Carapachay, Vicente López. Se apura para ponerse el barbijo y explica: "Vienen personas con síntomas, a los que no tienen síntomas los derivamos a otro centro".

En ese centro, se hacen tests rápidos que demoran 15 minutos en dar resultado. Sin embargo, ese procesamiento de datos se hace una vez que el centro ya está cerrado -atienden hasta las 13- y se envía la información a las personas que se testearon durante las horas siguientes. "En general, informamos hacia las 17", explica otra recepcionista.

Con barbijo y máscara facial acrílica, una mujer le explica a un hombre cómo será el hisopado que está a punto de hacerle. Afuera, en la vereda de Carapachay, hay unos treinta metros de fila para entrar a esa habitación. "Espero hace más de una hora. Estoy con mucho dolor de cabeza y de garganta", dice Julián, de 27 años. "Vivo a tres cuadras y es práctico tener un lugar en el que testearse bien cerca. Lo que pasa es que si no sos de pasar por acá, es difícil enterarse de a qué hora tenés que venir o si te atienden con o sin síntomas", suma. En la web de la Provincia no sólo no están indicados los horarios de atención: tampoco qué tipos de testeos se hacen ni si apuntan a personas asintomáticas o con algún síntoma.

"Es negativo, pero si seguís con síntomas tenés que volver en tres días así te hisopamos de nuevo". La enfermera que hisopa en el Centro de Atención Primaria de la Salud N° 9 de Pablo Podestá, en el partido de Tres de Febrero, le explica a Amalia las pautas de alarma a las que les debe prestar atención para saber si su cuadro se agrava o no.

"Fue rápido. Esperé no más de media hora hasta que me hisoparon, y el resultado me lo dieron en veinte minutos", dice Amalia, que se testeó porque en las últimas 72 horas tuvo fiebre y dolor de garganta. "Una vez que llegué acá fue simple, pero mi hijo tuvo que hacer varias averiguaciones para saber a dónde me tenía que traer", suma. El guardia de seguridad de ese centro de salud indica a las personas asintomáticas que deben acercarse a la Plaza Churruca, también en 3 de Febrero, para hacerse el test: la plaza no figura en el listado oficial que publica la Provincia.

El escenario es dispar entre distintas zonas del Gran Buenos Aires. No sólo depende de la geografía sino, por ejemplo, de si un centro de atención es provincial o municipal. En un contexto de crecimiento vertiginoso de casos y de un índice de positividad en los testeos que se aleja de lo recomendado por la OMS, en la Provincia no hay información unificada para resolver cuándo y dónde conviene hacerse el testeo.

ElDiarioAr

Más de Conurbano