Política

El pueblo peronista copó la calle en otro 17 y le da un fuerte respaldo al Gobierno

Cientos de vehículos marcharon por Avenida de Mayo en la caravana del Día de la Lealtad. Micros, taxis y todo tipo de vehículos participaron de la convocatoria, impulsada por los integrantes del Frente Sindical para el Modelo Nacional (Fresimona).

Una gran cantidad de camiones, colectivos , taxis y vehículos particulares se encontraban este sábado apostados sobre la avenida 9 de Julio  y alrededores, en la antesala del inicio de la caravana por el Día de la Lealtad  peronista, convocada por los gremios que integran el Frente Sindical para el Modelo Nacional.

Luego de la conferencia de prensa que brindaron los dirigentes del Frente Sindical en la sede del Smata, ubicada en avenida Belgrano al 600, comenzó la caravana hacia el Obelisco.

El Fresimona aseguró en un comunicado que será "una gran movilización nacional, que replicará la caravana de todas las provincias".

"Todos los trabajadores y compañeros peronistas están convocados a participar en la conmemoración de esa gesta histórica de la clase obrera, que hace 75 años salió a la calle a reclamar de viva voz la libertad del coronel Juan Domingo Perón", expresó el Frente Sindical.

Algunos de los gremios que participan son Camioneros, Smata, canillitas, aeronavegantes, el sindicato de taxistas, SOMU, Viales, la Asociación de Empleados Fiscales e Ingresos Públicos (Aefip), la Unión Tranviarios Automotor, la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), entre otros. Por grupos, entonaron el himno peronista, que suena desde algún auto, y cantos internos a cada gremio.

Fuente: Minuto Uno

Esta nota habla de:
Más de Política
Los mandatarios coincidieron en la necesidad de focalizarse en los temas de interés común. Fernández habló de avanzar en temas vinculados a la seguridad y al medio ambiente. Bolsonaro, por su parte, hizo hincapié en la necesidad de potenciar el turismo. Brasil es el principal socio comercial de la Argentina.
De que hablaron Alberto y Bolsonaro en su primera charla