Mundo

Confusión y tensión mundial: ¿cuál es el verdadero estado de salud de Trump?

Mientras el presidente norteamericano hizo trascender un mensaje en el que afirmó sentirse mejor y con ganas de continuar la campaña electoral, desde su entorno aseguran que Sin embargo, una fuente cercana al mandatario y no identificada aseguró a los periodistas acreditados ante la Casa Blanca que sus signos vitales son preocupantes y se esperan horas críticas.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró en un video que está "mucho mejor" tras haber sido internado con coronavirus y que "pronto" retomará sus actividades.

Sin embargo, una fuente cercana al mandatario aseguró que sus signos vitales fueron "muy preocupantes" en las últimas 24 horas y advirtió que las próximas 48 "serán críticas" para su evolución.

Según consignó Télam, Trump dijo: "Me siento mucho mejor ahora; estamos trabajando duro para que pueda volver".

"Pienso que volveré pronto y deseo terminar la campaña (electoral) de la forma en la que la empezamos", agregó.

El parte médico afirmó que Trump se encontraba "muy bien", sin presentar fiebre ni necesidad de recibir asistencia de oxígeno, y permanecerá en el hospital para su tratamiento contra el coronavirus.

Trump "no tiene fiebre hace 48 horas", por lo que "somos optimistas", anunció el jefe del equipo médico presidencial, Sean Conley.

Sin embargo, una fuente cercana al mandatario aseguró a los periodistas acreditados ante la Casa Blanca que "los signos vitales del presidente en las últimas 24 horas han sido muy preocupantes y las próximas 48 horas serán críticas en lo que respecta a sus cuidados".

"Aún no estamos en un camino claro hacia su completa recuperación", agregó el informante, según las agencias de noticias AFP y EFE.

Asimismo, fuentes citadas por el diario The New York Times coincidieron con que Trump tuvo ayer dificultades para respirar y añadieron que su nivel de oxígeno en sangre había caído, por lo que se le suministró oxígeno en la Casa Blanca y se dispuso su internación.

Esta nota habla de:
Más de Mundo
Es indudable que la técnica ocupa un lugar cada vez más importante en la política, y muy específicamente en el campo electoral. Todas estas valiosas herramientas, algunas más antiguas, como las encuestas y todo lo que tiene que ver con el marketing, y otras más recientes como las redes sociales o el Big Data, han cobrado gran protagonismo en los últimos tiempos. Sin embargo, todo este instrumental no puede sustituir de ninguna manera a la dimensión constitutiva de la política, esto es, el universo de las ideas, las propuestas.

Bolivia, la victoria de las convicciones (y la lección contra los atajos)