Mundo

Trump entregó US$ 1.400M de subsidios...a fallecidos

El apuro del presidente de EE.UU. por inyectar dinero a una economía derrumbada derivó en situaciones insólitas.

Apurado por inyectar dinero en una economía derrumbada por el coronavirus, el gobierno de Donald Trump cometió varios errores e incluso entregó 1.400 millones de dólares de subsidios por coronavirus a personas muertas.

El dato fue revelado este jueves por la Oficina de Responsabilidad Gubernamental, una agencia independiente del Congreso que supervisa los gastos oficiales, y se da cuando el presidente busca negociar con los legisladores un nuevo paquete de ayuda porque la economía de Estados Unidos no termina de arrancar.

El Departamento del Tesoro, en colaboración con el Servicio de Impuestos Internos (IRS), trabajó a toda velocidad para entregar casi 270.000 mil millones en créditos y pagos directos en cash a los estadounidenses. Pero una parte del dinero terminó en los lugares equivocados. Estos desembolsos se concretaron después de que el Congreso aprobara un gigantesco paquete de rescate de casi tres billones de dólares en marzo.

Los propietarios de negocios afectados por la pandemia recibieron dinero en forma rápida para pagar el sueldo a los empleados y todos los ciudadanos que ganaran menos de 100.000 dólares por año y que tuvieran su situación impositiva al día recibieron 1.200 dólares en efectivo o en cheques que llevaban la firma del presidente Donald Trump.

Subsidios a argentinos

Debido a la excepcionalidad de la medida y la rapidez con la que hubo que tramitarla, hubo algunas situaciones insólitas como por ejemplo que algunos argentinos hubieran recibido 1.200 dólares en sus cuentas, ya viviendo en la Argentina y luego de haber trabajado 3 meses aquí en el invierno como instructores de esquí. A otros estadounidenses el subsidio no les llegó nunca porque el trámite online era engorroso. Pero hasta ahora no había trascendido que tanto dinero había ido a parar a manos de gente muerta.

"Las agencias se enfrentaron a dificultades para entregar pagos a algunas personas, y se enfrentaron a riesgos adicionales relacionados con la realización de pagos indebidos a personas no elegibles, como los fallecidos, y también el fraude", dijo el informe.

El informe señaló que si bien el I.R.S. normalmente utiliza registros de defunción mantenidos por la Administración del Seguro Social para prevenir pagos indebidos, eso no ocurrió con las tres primeras partidas de pagos de estímulo.

El Secretario del Tesoro Steven Mnuchin dijo que los herederos de los difuntos que recibieron dinero de estímulo deberían devolver los fondos.

En su informe, la agencia gubernamental además advirtió que los pagos al programa de Administración de Pequeñas Empresas también eran vulnerables al fraude porque se está confiando en las certificaciones de los dueños para determinar si los préstamos son necesarios y cómo se están utilizando. Se está trabajando ahora en desarrollar un sistema de identificación del fraude asociado con el programa.

También expresaron preocupación por la posible superposición de personas a las que se les pagaba un seguro de desempleo y, al mismo tiempo, recibían ingresos de préstamos por su negocio.

Esos préstamos van a empresas que se supone que usan la mayor parte del dinero para mantener a los trabajadores en la nómina. El informe sugiere que el Departamento de Trabajo debe ayudar a las agencias estatales de desempleo a determinar si se hicieron pagos indebidos relacionados con los préstamos.

Más de Mundo