Economía

El FMI estudia la situación de la Argentina y 80 países más para enviarles dinero

La titular del organismo internacional, Kristalina Georgieva, declaró que se pondrá a disposición de los gobiernos más afectados por la pandemia de COVID-19 recursos de hasta 1 trillón de dólares.

La titular del organismo internacional, Kristalina Georgieva, declaró que se pondrá a disposición de los gobiernos más afectados por la pandemia de COVID-19 recursos de hasta 1 trillón de dólares.

La máxima autoridad del Fondo Monetario Internacional (FMI), Kristalina Georgieva, analiza los pedidos de al menos 80 países, entre los que figura la Argentina, para otorgarles más recursos sin acuerdo previos, en el marco de la crisis global del coronavirus.

LEER MÁS Argentina se prepara para las horas críticas y analiza extender la cuarentena

Los ministros de Economía y Finanzas del G-20 este martes participaron de una teleconferencia y Georgieva explicó que el organismo tiene la capacidad real de recursos de hasta 1 trillón de dólares para ayudar a países con menores recursos para enfrentar la pandemia a nivel económico.

El ministro de Economía argentino, Martín Guzmán, durante el contacto pidió que el FMI eleve la cantidad de derechos especiales de giro a los países más afectados por la pandemia. En tanto, Georgieva sostuvo que el organismo se focaliza "en la supervisión bilateral y multilateral sobre esta crisis y en las medidas de política económica para atemperar su impacto".

De esta manera, el organismo se prepara para incrementar de forma "masiva" el financiamiento de emergencia en un contexto de crisis global, recursos que el FMI le podría girar a 80 países que ya enviaron las solicitudes especiales.

En simultáneo, se repondrán recursos del Fondo Fiduciario para Alivio y Contención de Catástrofes, a fin de ayudar a los países más pobres, más allá de los recursos ya comprometidos en acuerdos previos y de otras herramientas desplegadas para aplicar durante la crisis.

Concretamente, Georgieva señaló que el Fondo Monetario "está preparado" para desplegar "la totalidad de su capacidad prestable", que es de US$ 1 trillón". "Varios países de bajo y mediano ingreso han solicitado que el FMI realice una asignación de DEG, como lo hicimos durante la crisis financiera mundial, y estamos analizando estos pedidos con nuestros países miembros".

Por su parte, el ministro Guzmán también señaló que el Gobierno busca reforzar el swap con China. "A medida que la compresión de la liquidez mundial se agudice, es necesario que los países miembros proporcionen nuevas líneas de swap", concluyó el ministro.

Esta nota habla de:
Más de Economía