Sociedad

"Ahí lo tenés al p...": El joven del Buquebus podría ir preso por 15 años

Restan los resultados para saber si Luca Singerman, otro rugbier que militaba en el PRO, tiene el virus como él mismo dijo arriba del barco. Podrían imputarlo por el más grave de los delitos previstos en el Código Penal contra la salud pública.

Se contagió, se escapó y lo agarraron. Parece el título de una película o una obra de teatro pero es tristemente real y justo en medio de la pandemia de coronavirus. El egoísmo y la subestimación de una parte de la sociedad ante el virus que tiene al mundo de rodillas muestra el costado más oscuro del ser humano. 

Ocurrió anoche cuando un joven de 22 años que viajaba desde Colonia a Buenos Aires, en un barco especialmente destinado para repatriar gente desde Uruguay, dijo que tenía coronavirus y se había escapado del hospital en el que estaba internado. Luego de movilizar a todo el SAME, gastar recursos y sobre todo mantener en vilo a todo el sistema de salud, Luca (el nombre del argentino) quedó sumariado y judicializado. Se esperan los resultados médicos para confirmar si tiene coronavirus y eventualmente imputarle un grave delito por el que podría ser penado con hasta 15 años de prisión, informaron hoy fuentes judiciales. 

En caso de confirmarse que tiene el virus, la fiscalía a cargo de Alejandra Mángano podría imputarlo por el más grave de los delitos previstos en el Código Penal contra la salud pública, que prevé hasta 15 años de prisión, aseguraron a Télam fuentes judiciales. Se trata del previsto en el artículo 202 del Código Penal, que reprime con "reclusión o prisión de tres a quince años" al que "propagare una enfermedad peligrosa y contagiosa para las personas". 

Además, de ser imputado, el joven quedará sujeto a "medidas patrimoniales para garantizar bienes" ante posibles demandas civiles por parte de los centenares de pasajeros y empleados de Buquebús obligados ahora a cumplir cuarentena. El caso se registró ayer, cuando se advirtió que había un pasajero con síntomas de coronavirus a bordo de un buque de la empresa Buquebús que llegaba al puerto metropolitano proveniente de Colonia, Uruguay, con 400 personas. A raíz de ello, tanto los pasajeros como la tripulación quedaron en cuarentena. 

El buque San Patricio había partido a las 18.30 de ayer desde Colonia y arribó a las 19.30 al puerto metropolitano, pero allí Prefectura informó a los pasajeros que había sido detectado un joven con síntomas de coronavirus. Según informó el ministro de salud porteño, Fernán Quiros, los pasajeros fueron trasladados a un hotel, ya que el buque no cuenta con la disponibilidad para mantenerlos allí por 14 días.

Esta nota habla de:
Más de Sociedad