Conurbano

Kicillof empieza a abrir el juego y pondrá a un hombre de Insaurralde en Lotería

El Gobernador había puesto a su Jefe de Gabinete al frente del Instituto de Lotería y Casino de manera transitoria. Pero en el radar apareció un hombre del Intendente de Lomas, que hizo cambiar un poco los planes de muchos.

Por Diego Roquelli (La Plata)

El gobierno bonaerense inició la designación de funcionarios para diferentes subsecretarías y organismos descentralizados y hay expectativa por lo que sucederá con el Instituto de Loterías y Casinos de la Provincia, donde un hombre que responde al intendente de Lomas de Zamora, Martín Insuarralde, podría desembarcar. 

Se trata de Omar Galdurralde, un contador que tiempo atrás integró el directorio del Banco Provincia y forma parte del equipo del mandatario lomense. Antes de eso fue Director de Finanzas del IOMA, durante la gobernación de Daniel Scioli. 

Actualmente, por decisión de Kicillof, el Instituto de Lotería se encuentra "virtualmente intervenido", por el Jefe de Gabinete Carlos Bianco. Sucede que el ex director de esa área, el vidalista Matías Lanusse, se fue del cargo con la salida de María Eugenia Vidal y el organismo necesitaba de la firma de un titular para mover expedientes, que tenían que ver con el pago de premios. Atada a esa necesidad es que Kicillof designó a Bianco. En La Plata explican que la designación es "transitoria". 

Los intendentes peronistas siguen expectantes sobre si ese organismo que maneja una de las principales cajas de la administración bonaerense seguirá en manos de Kicillof. Esta semana se entusiasmaron cuando Kicillof le dio el control de la empresa AUBASA que controla los peajes de la rutas 2, 11, 56 y 74 y la autopista Buenos Aires-La Plata al intendente de General Las Heras, el massista Javier Osuna. 

La designación de Osuna abrió un manto de ilusión en los intendentes peronistas que, en principio, quedaron relegados en el esquema ministerial de Kicillof. Ante la impaciencia de algunos mandatarios, en Gobernación sostienen que intendentes -o dirigentes cercanos- podrían asumir en organismos descentralizados. Osuna fue el primer ejemplo.

Esta nota habla de:
Más de Conurbano