Sociedad

Estos tienen la posta: los vendedores de la playa son optimistas con la temporada

Luego de un relevamiento de los cientos de trabajadores que caminan la arena de Mar del Plata año a año, coinciden que llegó más gente que de costumbre y esperan aún más para la segunda quincena de enero.

Históricamente cientos de vendedor recorren a lo largo y a lo ancho las playas de "La Feliz", empujando un carro pesado con lo que consiguen para ofrecer. Otros caminan kilómetros en la arena caliente con una heladerita y repiten "Llooooren chicos, lloooren... Llegó el heladeró" o "Palito bombón helado".

Pareos, libros, mallas, crucigramas, panchos y los clásicos churros y choclos, son algunos de los protagonistas en la orilla de las costas marplatenses. Y es que la ola de turistas que cada año elige vacacionar en nuestro país, abre el juego para los comerciantes que se lucen y "rebuscan" con su propio marketing.

Javier lleva diez años en el rubro, con sus compañeros atienden a los jóvenes de Playa Grande que son fanáticos de los choclos con manteca y sal. Ellos los ofrecen a $100, el aumento con respecto al año solo fue de un 30%. En diálogo con cronica.com.ar, manifestó: "Tenemos una buena temporada, vino mucha gente que no se esperaba. La segunda quince siempre es la mejor, lo de los impuestos favoreció mucho a la costa argentina en general", advirtió.

En comparación del año pasado "estamos mucho mejor. Pero no se aumentó mucho el valor en relación a la inflación", aseguró.

Por más que parezca insólito, muchos turistas olvidan sus mallas o simplemente piensan en hacerse un regalito y comprarse una cuando llegan a destino. El carro de Julio se puede distinguir a metros de distancia, y las expone en doble fila: súper coloridas. Los shorts masculinos rondan en los $450 mientras que el conjunto de dos piezas malla "enteriza" de mujer se ofrecen desde los $800.

"Las ventas son difíciles de evaluar con respecto al año pasado porque habíamos tenido muy mal clima, y eso no ayudó. Pero este año vemos más gente y aumento en las ventas. Estamos trabajando hace diez días y notamos que un 50% mira y pregunta precios mientras que el otro 50% compra", indicó el joven.

Para la segunda quincena "esperemos que mejore, estamos a la expectativa de que vaya a remontar", cerró.

Los panchos siempre son una opción, a toda hora y prácticos para consumir en la playa. Se están ofreciendo a $100. Tamara está firme en las playas del sur desde el 20 de diciembre: "Notamos que la gente viene pocos días y gasta lo mínimo en indispensable. Son pocos los que compran sin preguntar el precio, ahí es donde nos damos cuenta de cómo viene la cosa", aseguró.

Pero piensa quedarse hasta el último día de la temporada y probar si las ventas remontan, "la gente está viajando más en febrero porque es más económico y también familiar. Nos vamos a quedar y ver qué pasa", finalizó.

Diario Crónica

Más de Sociedad
Un agente de la Policía Federal Argentina (PFA) fue asesinado en Palermo tras recibir cuatro puñaladas de un hombre en situación de calle. En plena agresión, el oficial Juan Roldan también abrió fuego contra su agresor, identificado como Rodrigo Rosa, quien fue internado de urgencia en el hospital Fernández con un disparo en la pierna derecha. El atacante quedó bajo custodia de la Policía de la Ciudad.

Así mataron de una puntada al corazón a un policía en pleno Palermo