Deportes

La Copa Libertadores más internacional de las últimas fechas

Se acerca uno de los acontecimientos más esperados por todos los aficionados al planeta futbol. La Copa Libertadores llega a su momento culmen, donde se dilucidarán los dos finalistas que pugnen por el título. Aunque ambas partes del cuadro son interesantes, el foco está puesto en el partido de vuelta del Superclásico argentino, River Plate - Boca Juniors. Este choque es más que un encuentro de semifinales de Copa Libertadores, en él se pugna por la primacía albiceleste que en los últimos tiempos tiene River Plate.

Los chicos de Marcelo Gallardo llegarán a La Bombonera con un resultado muy favorable del partido de ida disputado en El Monumental. Un 2-0 podría parecer definitivo en cualquier eliminatoria común, pero está claro que este derbi argentino es algo sobrenatural. La pasión con la que se viven estos eventos en el país sudamericano hace que adquiera una dimensión planetaria que conmueve a millones de personas en todo el globo terráqueo.

Por su parte, Boca Juniors está ante la obligación de dar lo mejor de sí mismo ante su afición para intentar tomarse la revancha de la última final perdida de Copa Libertadores hace dos temporadas ante el mismo rival en el Santiago Bernabéu. La incertidumbre marcará el devenir de la eliminatoria, hecho que Betway no ha dejado a la improvisación ofreciendo cuotas bastante igualadas, pero teniendo a River Plate como máximo favorito a alcanzar la final del torneo por excelencia a nivel de clubs del continente americano.

Las miradas de los aficionados al futbol se fijarán en La Bombonera con mucha atención, esperando que ambas escuadras brinden un espectáculo lleno de pasión e intensidad, en el que la primacía en el futbol argentino estará en juego. Boca o River, millonarios o xeneizes, la final de la Copa Libertadores espera a uno de estos dos equipos con solera.

Más de Deportes
En los primeros días del mes de septiembre, desde el organismo rector del sistema financiero lanzaron una reglamentación que obliga a los clubes a liquidar las divisas extranjeras que perciban. Lo deben hacer en un plazo no mayor a cinco días.