Sexo

Técnicas y estrategias para tener sexo en el auto

Tal vez no sea el sitio más cómodo, pero hacer el amor en un vehículo puede ser un excelente condimento para romper con la rutina. Eso sí, debés tener en cuenta algunos detalles...

Hacer el amor en un espacio público, con los riesgos que ello implica, genera cierta adrenalina que vuelve a la práctica aún más excitante. Por eso, a pesar de estar prohibido en la mayor parte del mundo, es casi imposible resistirse a cumplir semejante fantasía.

Ya sea que se trate de un encuentro premeditado o que surja de forma espontánea, esta es una excelente manera de romper con la rutina íntima y darle un condimento extra a la relación, lejos de la cama y la comodidad del hogar.

Cabe destacar que, mientras la temporada estival es la reina del sexo en la playa, el otoño es el rey de la pasión en el auto. Es que los meses que van de marzo a junio son ideales para encerrarse en un pequeño habitáculo, porque el calor no es sofocante como en verano y el frío no es tan crudo como en invierno.

Además, esta estación tiene sus ventajas: debido a la fricción de los cuerpos generará un clima más elevado, que impactará con la temperatura externa, haciendo que los vidrios se empañen sin mayor dificultad.

Eso sí, como señalamos al inicio, esta práctica está prohibida, por lo que deberás tener sumo cuidado a la hora de elegir el sitio; tendrás que estar atento a lo que ocurre en el exterior y controlar tanto los sonidos como los movimientos en el interior del vehículo.

Claro que, teniendo que estar al tanto de todos estos factores, será difícil que se trate de un encuentro demasiado extenso o con muchos preliminares, ya que las posibilidades en un espacio reducido se vuelven acotadas, y estarán ligadas a cuestiones físicas de la pareja, tales como altura, tamaño y flexibilidad, entre otras.

Sin embargo, amarse en un espacio distinto del habitual y con el riesgo de ser descubiertos volverá más excitante al encuentro. Por eso, en esta nota de La Tecla vas a encontrar todos los detalles a los que tenés que prestar atención y las cosas a las que tenés que estar alerta para que esa noche de pasión sea una experiencia que quieras repetir y no un papelón público que prefieras olvidar.

Tips para una noche mágica


Según diversas encuestas, los vehículos se encuentran dentro de los cinco lugares más populares para hacer
el amor. Por eso compartimos las recomendaciones para que sea una noche inolvidable.
- Seguridad, ante todo: no intentar nada mientras uno conduce.
- "Todo cabe en un jarrito": no necesitás una camioneta doble cabina, todo es cuestión de maña.
- Música: es una buena estrategia para evitar la filtración de sonidos.
- Movimientos: deben ser controlados, para evitar que el auto manifieste lo que ocurre en su interior.
- El vestuario: no podrás desnudarte como en tu habitación, así que elegí faldas o vestidos que puedas levantar, y pantalones prácticos para quitar. Incluso podés prescindir de ropa interior.

Flor de loto, la pose más romántica


Su nombre proviene de la postura del yoga, pero en el kamasutra se la conoce como "la unión de la diosa".
La mujer debe sentarse frente al hombre y encima de él, para rodearlo con sus piernas y, de esta manera, comenzar la penetración. Al quedar los rostros enfrentados, esta pose será ideal para multiplicar besos y caricias, por lo que la relación será íntima y tierna.

Perrito móvil: la reversión de un clásico


Esta pose tiene dos versiones: la clásica, que tendrá lugar en el asiento trasero, y una más osada, desde la butaca del copiloto. Para esta última, la mujer se recargará sobre el respaldo, para que él lleve el mando. Para una penetración más profunda, ella deberá elevar sus caderas. Claro que no es para todos, porque intervienen factores tales como la flexibilidad y la estatura.

Sexo oral: copilotos extasiados


Ideal para dar y disfrutar del mejor sexo oral, cada uno a su turno.
Para esta postura deberán correr el asiento del copiloto hacia atrás y reclinarlo lo más posible. Uno de los dos deberá recostarse sobre el asiento lo más atrás que pueda, abrir las piernas y apoyar los pies en el table-ro. De esta forma, la otra parte podrá brindar el sexo oral más pleno.

La favorita de ellos: actitud flexible


Ella debe acostarse boca arriba sobre el asiento, encogiendo las rodillas hacia sí y estirando los pies. El debe colocarse al borde, de rodillas y sostenerse con una de sus manos de la butaca. Así comenzarán una penetración en la que él tendrá una fabulosa visión del cuerpo de su compañera y ella contará con ambas manos libres para la exploración.

LaTeclaInfo

Más de Sexo